Sugerencias para el tratamiento de la unidad 2 “Llegada de los españoles a Cuba. Ocupación del territorio.”

MSc. Roberto Gómez Montano.

H9_IF4

Esta segunda unidad abarca temas que incluyen el proceso previo a la realización del primer viaje de Colón en el contexto de la búsqueda de nuevas rutas para el comercio con Asia por los europeos, el descubrimiento de Cuba y el desarrollo de la conquista y colonización llevado a término por los españoles.

Entre los aspectos a considerar en esta unidad destacamos la necesidad de ordenar y ubicar los hechos tratados (gráfica y mapa), el estudio de figuras históricas importantes que se deben valorar,así como el papel de los diferentes grupos humanos envueltos en el drama de la conquista y colonización de Cuba. Este punto precisamente requerirá por parte del maestro especial atención para dotar a los niños de un algoritmo de valoración que irán dominando y profundizando en la medida que avancen en sus estudios.

Continúa en esta unidad el desarrollo de la habilidad de caracterizar lo cual sitúa a los alumnos en condiciones de distinguir lo esencial para poder comparar a partir de semejanzas y diferencias. Otras habilidades a desarrollar son las de identificar, describir y relatar.

Todo lo anterior puede ser apreciado en los objetivos que define el programa para esta unidad:

  • Explicar las causas de los viajes de navegación de los europeos en el siglo XV y narrar algún pasaje de estos viajes.
  • Identificar los principales avances científico-técnicos que favorecieron los grandes viajes marítimos del siglo XV.
  • Relatar algunos episodios que evidencien los métodos utilizados por los españoles en la conquista y colonización de Cuba y, valorarlos.
  • Ejemplificar y valorar las manifestaciones de rebeldía de nuestros aborígenes y de los esclavos negros, ante la explotación a que fueron sometidos por los colonizadores españoles.
  • Valorar las figuras de Cristóbal Colón, Diego Velázquez, Bartolomé de las Casas, Hatuey y Guamá.
  • Describir las primeras villas e identificar la organización del gobierno colonial.
  • Caracterizar las principales actividades económicas y la utilización de la mano de obra.
  • Identificar la época colonial como la segunda etapa del proceso histórico cubano.
  • Memorizar las fechas más importantes, ordenar cronológicamente el proceso de conquista y colonización y localizar en el mapa sus hechos más significativos.
  • Vincular el contenido de la historia local con los conocimientos que se tratan en la unidad.
  • Iniciar, con ayuda del maestro, el desarrollo de las habilidades de trabajo con esquemas sencillos y continuar el trabajo con el libro de texto, software educativos, teleclases, láminas y mapas históricos.
  • Exponer, con ayuda del maestro, el material histórico de forma oral, escrita o gráfica.

Tenga presente que una buena manera de introducir al niño en el tema de los viajes de descubrimiento necesariamente nos lleva al uso simultáneo del planisferio y la gráfica de tiempo, para mostrar el mundo conocido por los europeos hasta finales del siglo XV. Al atender el orden en tiempo recuerde que este incluye la categoría simultaneidad, es decir, aproveche para mostrar qué estaba ocurriendo en Asia, Europa, América y Cuba hacia 1492 cuando se va a producir la llegada de los españoles. Relacionado con el primer viaje de Colón y la habilidad de ordenar en tiempo el maestro para evidenciar la sucesión de los acontecimientos puede ubicar en la gráfica la partida del navegante, el primer contacto con tierras americanas y el descubrimiento de Cuba.

Con su explicación, el contenido del libro de texto y la información de la teleclase, incluso la visualización de algún fragmento de programa audiovisual sobre este tema[1], los alumnos estarán en condiciones de explicar las causas y factores que favorecieron los viajes de navegación de los europeos en el siglo XV y narrar algún pasaje de estos viajes. Recuerde que la habilidad de explicar presupone el establecimiento de nexos, vínculos, relaciones, que deben ser mostradas o no se está explicando.

¿Qué relación hay entre la situación del comercio europeo con Asia en el siglo XV y la necesidad de hallar nuevas rutas?

¿Cómo influyen los avances técnicos en la realización de esos viajes?

Al trabajar el proceso de conquista y colonización el maestro puede apoyarse del laminario escolar para que los alumnos comenten las escenas donde se muestra el trabajo forzado a que eran sometidos los aborígenes, también hacer que expresen su criterio a partir de la información recogida en el texto y que valoren la conducta de los españoles y la actitud de los indios.

Recuerde el maestro que está en un aula de quinto grado y que estos niños al llegar a noveno profundizaran en los temas que les está explicando.

El trabajo con el mapa de Cuba es en estos contenidos de gran importancia. No solo para la ubicación de puntos específicos como el arribo de Colón por Bariay o el asentamiento de las primeras villas. Se hace necesario también mostrar la trayectoria del viaje de descubrimiento de Colón, el recorrido del Bojeo de Sebastián de Ocampo como parte del entrenamiento en la habilidad de ubicar en el mapa.

La caracterización del régimen colonial que con esta unidad se inicia presupone que el maestro le muestre a los niños por diversas vías el horror de la explotación del aborigen y del africano, la desigualdad, incluso entre los mismos españoles (una manera de hacerlo es describir la forma en que se fundaron las villas, se distribuyó la tierras y los indios y se organizó el gobierno colonial).

Con toda la información disponible los alumnos pueden confeccionar un cuadro resumen que contenga la forma en que fue desarrollada la conquista y colonización del territorio, las principales actividades económicas y la mano de obra utilizada para realizarlas.

 

Forma en que se desarrolló la conquista y colonizaciónActividades económicasMano de obraOrganización del gobierno colonial

 

Al comenzar el análisis de los contenidos de la unidad nos referíamos a la necesidad de ofrecer a los niños la posibilidad de guiarse para la valoración de figuras históricas, habilidad que continuaran desarrollando en sexto y en sus estudios de enseñanza media. De manera sencilla podemos entrenar a nuestros alumnos a valorar si tenemos en cuenta los pasos que nos muestra la MSc. Haydée Leal García[2]:

  1. Identificar los objetos, hechos o fenómenos y personalidades a valorar. ¿Qué se valora?
  2. Buscar las características generales y esenciales de lo que se valora. ¿Cómo es? ¿En qué condiciones…? ¿Dónde y cuándo ocurrió? ¿Por qué lo hizo?
  3. Propiciar la identificación del valor y formar sus juicios críticos. ¿Para que es o fue útil? ¿Para quién fue útil? ¿Para qué se requiere? ¿Qué significa respecto al contexto? ¿Qué significado social tiene?

El uso de modelos que aporten al niño elementos de cómo valorar tiene en esta unidad un recurso de lujo: la lectura y análisis por los niños del relato martiano
“El Padre las Casas”. Una correcta valoración del fraile Bartolomé las Casas, pasa necesariamente por acercarlos a lo escrito por Martí sobre él en esta joya de la literatura para niños que es La Edad de Oro.

La valoración de las manifestaciones de rebeldía aborigen y africana es imprescindible para entender la oposición al régimen colonial por los habitantes de Cuba desde sus inicios, algo que luego profundizaran al estudiar el surgimiento del criollo y las contradicciones entre estos y los peninsulares.

Finalmente nos queda recordar la necesidad de un tratamiento oportuno e inteligente (cuando venga al caso y al nivel de sus niños) de los contenidos que desde la historia local tributan a la historia nacional/p>

 

Ir a las sugerencias de las unidades I II III IV V VI VII VIII

[1] Ya en un trabajo anterior le sugerimos que el maestro o profesor está en condiciones dada la existencia en la escuela de los medios técnicos necesarios, de crear su propia videoteca con fragmentos de videoclases y programas para utilizarlos según su conveniencia en el desarrollo la clase.

[2] Aprendiendo a valorar en “Pensar, reflexionar y sentir en las clase de Historia”, Pueblo y Educación, La Habana 2000

Regresar a Ayuda para su desempeño

Comentarios


Deja un comentario